discos4girls. Massive Attack – Splitting the atom EP

Imagen 1R: Antes de que seáis vosotros los que hagáis la pregunta, permitid que sea yo el que la formule: ¿son suficientes cuatro canciones de un EP para que en music4girls se decidan a escribir toda una reseña sobre lo nuevo de un grupo que, a día de hoy, debe constar como lo menos cool (un poquito por debajo de Crystal Castles)? Sí, señores, se merecen esta reseña… y la mayor de las atenciones. Porque si nadie daba un duro por Portishead cuando sorprendieron con el magnífico Third el año pasado, puede que la historia se repita con lo nuevo de Massive Attack. Ya sabemos que es difícil pedir una apuesta a ciegas, y más después de que dinamitaran su reputación en los últimos años pasando por todos los festivales habidos y por haber, desgastando hasta la extenuación su repertorio. Pero hagamos un esfuerzo… Aunque sólo sea por los maravillosos trabajos que entregaron antes de ese declive: el cuarteto Blue Lines + Protection + Mezzanine + 100th Window (sí, este último también: si alguien lo duda, que le dé una escucha y compruebe que no ha envejecido ni un ápice sino que, más bien al contrario, ha crecido en calidad con el paso del tiempo), con el que formularon un sonido personal e intransferible que consiguió desdibujar las fronteras del trip-hop a la búsqueda de parajes tremendamente sensuales y, en ocasiones, luminosos hasta el límite del misticismo.

Splitting the atom, seis años después de su anterior referencia, no sólo recupera lo mejor de aquel cuarteto, sino que además lo reformula obligando a su legado a poner un pie en el presente… y otro en el futuro. Primero entra por los ojos, ya que la ristra de colaboraciones no es nada desdeñable: en Splitting the atom están presentes The 3D, Daddy G y Horace Andy; Tunde Adebimpe (de TV on the Radio) es el protagonista absoluto de Pray for rain, lo mismo que la mítica Martina Topley Bird en Psyche; por su parte, Guy Garvey (de Elbow) cierra el EP con la percutiente Bulletproof love. Pero repito: “primero entra por los ojos”… y luego va directo a tu cerebro. Como un subidón de de alguna droga chamánica aplicada mezclada con un botellón compartido en los suburbios de una gran ciudad. De las cuatro canciones, destacan especialmente la misma Splitting the atom, donde Massive Attack se sacuden de las espaldas el fantasma de su vida pasada mediante una fantasmagórica marcha que tiene más de dulce esperpento musical que de Danse Macabre, y sobre todo, la fascinante Psyche (que en verdad es un remix de Van Rivers & The Subliminal Kid), que suena a The Knife dando un concierto exclusivo en un submarino nuclear. Pray for rain arranca con el medio tiempo típico de la banda para, al final, abrirse como una rara flor electro-pop; y Bulletproof love (en mix de Christoff Berg) es un mantra electrónico sucio y cerdo que busca el trance sin recurrir al trance. En conjunto, son sólo cuatro canciones… pero suficientes para hacer que miremos con esperanza hacia ese álbum que saldrá el año que viene. Puede que su retorno no vaya a ser tan revolucionario com el de Portishead. Pero, ¿quién sabe? Siempre hay espacio para la sorpresa… Y descubrirme poniendo el repeat sobre Psyche es sólo el principio de la sorpresa.

Anuncios

Una respuesta

  1. […] Lo Más Visto videos4girls. Portishead – Chase the teardignidad4girls. Un actor porno versiona a REMnews4girls. Nuevas fotos promocionales y 12 pulgadas de Hurts.discos4girls. Linda Mirada – China es otra culturapopcat4girls. Beyoncé (en Barcelona)discos4girls. Massive Attack – Splitting the atom EP […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: