agenda4girls. In-Edit Beaffeater 2008

imagen114E: El otro día manteníamos Raül y yo una conversación más o menos seria acerca de la crisis (si, si, no os vayais a pensar que nos pasamos todo el tiempo que estamos juntos haciendo el mongo grabando vídeos y poniéndonos en evidencia. De vez en cuando también nos gusta comportarnos como personas normales y nos preocupamos de lo que pasa a nuestro alrededor). El epicentro de la discusión era sobre si la crisis realmente podía afectar a todos los sectores y si lo que se estaba haciendo era sembrar un pánico injustificado general. Cada cual que piense y opine lo que quiera, aquí mi compañero y yo llegamos a la conclusión de que crisis, haberla hayla, pero no es para tanto, ya que hay sectores que, pudiendo verse afectados de alguna manera, podían perfectamente sobrevivir siempre y cuando presentaran una oferta de calidad y que interesara cien por cien al consumidor. La principal teoría es que en tiempos de crisis el ocio es el que sale mejor parado. Si además este ocio va dirigido a un consumidor inteligente, curioso y con ganas de aprehender cada día más cosas y ofrece alternativas interesantes y originales, el éxito está asegurado. El mejor ejemplo de estas tonterías que digo es el Festival de cine documental y musical de Barcelona (¡arf!, cómo cuesta decirlo todo de carrerilla). O para ser más breves, el In-Edit Beffeater 2008, que en esta su sexta edición tiene una programación de absoluto infarto y promete cerrar dos semanas de proyecciones con un destacado y rotundo éxito de público.
Desde mañana y hasta el domingo 2 de noviembre se proyectarán en los cines Aribau y Coliseum de la capital barcelonesa gran cantidad de documentales con leit motiv musical a cada cual más suculento. Es una oportunidad única para plantearse dos semanas de visitas continuas al cine y de ver piezas que de otra manera es imposible poder visualizar. Documentales hechos por fans de la música para gente que se declare fan de ella en cualquiera de sus facetas.

night_james_brown_saved_boston1R: Discusiones sobre la crisis aparte (os juro que como alguien vuelva a decir “sí, esto es culpa de la crisis” le arranco los dientes y se los clavo uno a uno en la frente formando con ellos la palabra de marras), lo del In-Edit es, muy probablemente, una de las propuestas más interesantes y mejor montadas de la ciudad condal. Juntar música y cine durante una semana en una ciudad como Barcelona… ¿alguien dudaba de que iba a ser un éxito? Sólo hay que ver el volumen de material de calidad que han reunido para la edición de este año. Para empezar, que nadie se pierda The night James Brown saved Boston, dirigida por David Leaf: este documental recoge la forma sublime en la que Brown, música mediante, apaciguó a las masas de Boston justo después del asesinato de Martin Luther King. Low. You may need a murder (David Kleijwegt), Beautiful Dreamer: Brian Wilson and the Story of ‘Smile’ (también de David Leaf), GLASS: a portrait of Philip in twelve parts (Scott Hicks), Pete Seeger: The Power of Song (Jim Brown) y Edwyn Collins: Home Again (Paul Tucker) parten del mejor material posible (artistazos como la copa de un pino). Y otros, como Bananaz (Ceri Levy) tiene otras cohartadas como la potentísima imagen gráfica de Gorillaz. Oferta para todos. Eso sí, si alguien me ve haciendo cola para alguna de las pelis, espero que haya aprendido la lección y no pronuncie la palabra prohibida.

31E: Son tantas las piezas que ocuparán la programación del festival que a mí me cuesta destacar algunas, pero si tengo que eligir, las que no pienso perderme son las siguientes… De la sección oficial, Carretera. La última gira de Nacho Vegas y las Esferas Invisibles, dirigido por Francisco deBorja, recoge el tour que el ex Manta Ray hizo con motivo de su disco Desaparezca aquí y de todos los intrígulis que llevó al cantante y a su banda a acabar como el rosario de la Aurora. Tomatero total. Joy Division de Grant Gee, lo que promete ser una visión diferente de una de las bandas más manidas de la historia de la música contemporánea, pero que a la vez provoca más curiosidad y morbo. Exito garantizado. Nina Simone. Lover sorceress… forever, de René Letzgus, que recoge una actuación en el Festival de Jazz de Montreaux de 1976 que sirve para retratar a una de las Divas (de las de verdá) de todos los tiempos. Otros destacados y que prometen atención total son el que se dedica a Blixa Bargeld (ya fuera de la sección oficial), Caledonia Dreamin´(que habla de una emergente escena escocesa…humm, espero que esté lleno de escoceses hablando con acento escocés clones de Desmond, babas aseguradas) y Genération Electro, una visión sobre el primer género (o sub-género, o su-sub género, o lo que se quiera decir) diseñado a la carta, el Tecktonik francés. En resumen, se nos presentan catorce días de despiporre visual y disfrute de los sentidos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: