gigs4girls. INT / EXT Kylie

SUIZA - MÚSICAR: Para que no digáis que music4girls es un mundo cerrado. Estamos encantados de tener colaboraciones estelares. Y más en ocasiones como la de nuestra Kylie, que vino a Madrid sin que nosotros pudiéramos ni plantearnos comprar un mísero billete de avión y volar hacia allá para rendirle la pleitesía que merece. Así que nos aprovechamos del que esperamos sea nuestro nuevo fichaje: Chus, un enfermo del divismo diverso que sí que pagó ese billete de avión y se fue a Madrid para traernos esta crónica. Él dice que el nombre de Chus (no es el suyo verdadero, pero se acerca) suena a pavo-que-va-de-enrollado. Nosotros decimos que We Love Chus (a partir de ahora, CH y en rosa… no podíamos escoger otro color).

CH: I. INTERIORES (En el corazón de Kylie). Después de un clamoroso aplauso, ella leyó/habló de 20 años de espera. Yo soy de más reciente incorporación, pero no importa. Al igual que ocurre en el sexo de high-class, en el follar de alto copete, lo importante no es la cantidad sino la calidad que no diría cualquier hombre de esos de medio pelo, de esos que a nadie interesan y que tan extendidos están. Pero a eso, a los hombres-mierda, llegaremos luego, cuando veamos el no way, cuando topemos, nos golpeemos, con él. Es el momento ahora de Kylie, de la brava Kylie -¡olé!-, y de su directísimo directo directo al corazón del pasado día X. Atendamos.
Atención breve de todas formas puesto que como he tardado tanto en escribir estas X líneas han salido ya cientos de críticas y de comentarios de cientos de espectadores que me han fastidiado, jodido, las notas que tomé. Todas las afirmaciones y sentencias quedaron destrozadas y quemadas; ahora sólo quedan preguntas:
– ¿Para qué hablar otra vez de sus atemporales (¿la atemporalidad es un valor?) conjuntos de Gaultier?
– ¿Es necesario que relate de nuevo la caída de la desenvuelta cantante?
– ¿Para qué ser uno más que cuestione estúpidamente su directa viva voz?
– ¿Vale la pena ahondar en sus flamantes, abultados y fallidos (aunque yo la vi mejorada en los primeros planos que se ofrecían a través de las pantallas) retoques estéticos?
– ¿Alguien quiere que vuelva a tratar el tema del gracioso Jolvemos en 15 minutos?
– Abrimos juego en la discusión Manilow vs. Minogue?
– ¿Discutimos de nuevo si en la parte oriental Kyl se parecia más a una geisha o a Cicciolina?
Seguro que vosotros, fans todos de la artista, responderéis afirmativamente a las siete preguntas pero, lo siento, la respuesta es no. Y es que no me gusta ser condescendiente. Sí es verdad que me encanta esa palabra –la palabra condescendiente- porque suena muy retórica pero no me gusta en absoluto su significado. Repito (que la repetición también es muy retórica): no trataremos esas cuestiones, están más que tratadas. Rien ne va plus.
TODOS preguntan al unísono: ¿Y qué nos queda, entonces?
YO respondo: Nada pero todo, fans. Lo de fuera, lo exterior.

5II. EXTERIORES (En el corazón de la jungla). La australiana, que profesa el donde fueras, haz lo que vieras, se puso muy localista y gritó en más de una ocasión “Gracias, Madrid”. De acuerdo que en Madrid estábamos todos pero que va, nada nada. Kylie obvió que el confeti dorado peninsular vuela más que el que ella dejó mágicamente caer sobre todos nosotros y que los que allí estábamos no correspondíamos a país:ESPAÑA-comunidad:MADRID-ciudad:MADRID sino al desplegable completo que aparece cuando se clica país:ESPAÑA en cualquiera de esos buscadores rastreadores caníbales y salvajes más homo.
Dirigirse hacia el Palacio de Deportes de la Comunidad de Madrid era un: con éste la cosa acabó fatal y con éste la cosa acabó aún peor: ¡que no me vean!; uy, ése, él quería conmigo pero yo no con él y uy, ése, yo quería con él pero él no conmigo: ¡que no me vean!; aquél siempre está conectado y nunca contesta y aquél siempre me envía mensajes y yo nunca le contesto: ¡que no me vean!; con todos: ¡qué horror, que no me vean!… y todos: ¡qué horror, que no me vean! Y es que ya lo decía Thomas hace cuatro siglos: el hombre es un lobo para el hombre. Una jungla en los exteriores del escenario llena de lobos tras los juncos.
Una noche, en definitiva, fuera del escenario, en la que allí íbamos todos tatuados, sí, tatuados, pero con un tatuaje de depredación total y no, como deseaba Rebeca, con uno de amor total.

Epílogo/Titular: Kylie pintó su cara y soltó su pelo, los quince mil espectadores nos perdimos en la noche, y nadie se quemó en la playa.

E: (Y es que no había mejor persona para hacer una review de este gran concierto que el mayor hardcore fan de Kylie por esta no tan grande piel de toro. music4girls estuvimos llorosos todo el día, más sabiendo que iba a estar por allí Chus con su savoir faire y su gran class, pero estamos orgullosos y encantados (y agradecidos) de que nos haya regalado esta peculiar reseña nada al uso. Que hacer reportajitos de X caracteres para cualquier periodicucho es bien fácil, pero a ver dónde se ha leído una crítica más contrastada y original. Chus, ¿cuál será la próxima?)

R: (Me da que la próxima a la que vamos a “enviar” a Chus es a La Mado… que si por aquí también valen las entradas los 250-300 euros que valen en otros países de esta nuesra comunidad (europea), me da a mi que music4girls se la va a perder)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: